El escenario de la pandemia y el crecimiento sostenido de los contagios en Córdoba han hecho tambalear el precario equilibrio en que se vive por estos días de segunda ola, al punto que no hay certezas en torno a algo tan rutinario como las vacaciones de invierno.

//Mirá también: Duras palabras del titular de Uepc para Juan Schiaretti: “Espera saturar camas para poner restricciones”

Entre la palabra de los funcionarios y algunas especulaciones, se plantean dos preguntas sobre la fecha del receso y duración, ya que podría estirarse a más de dos semanas, si la pandemia no cede en estos dos meses por delante.

El que lanzó el tema este jueves fue el ministro de Educación, Walter Grahovac, quien dio una conferencia de prensa y dijo “se puede adelantar o postergar. Nuestra idea es tratar de no cambiar mucho lo que hemos comunicado a principio de año”, comentó pero luego advirtió que “si la situación indica que hay que adelantarla, lo haremos”.

//Mirá también: Coronavirus: Córdoba pasaría a Fase 1 si llega al 80% de ocupación de camas críticas

Seguidamente, opinó que “nada sustituye la presencialidad, ahora si hay riesgo de salud, primero está la vida”, afirmó por último.

En tanto otras voces del Ministerio de Educación deslizaron que hacer variantes “es una posibilidad si las condiciones lo ameritan. Pero adelantarlas no serviría de mucho, ya que después tendremos julio y agosto y además. Si el clima continúa de esta manera y no hay fuertes fríos, no tendría mucho sentido adelantarlas”, confiaron a Cba24N.