La fuerte tormenta que afectó este martes a Córdoba dejó lluvias por más de 80 milímetros, un registro inusual para un sólo día en esta época del año, de acuerdo a la información suministrada por las las redes de estaciones meteorológicas de la Bolsa de Cereales y del Ministerio de Agricultura de la provincia.

Según el informe, se había alcanzado un acumulado de 82,4 milímetros en Characato (Punilla) y Villa de Soto (Cruz del Eje) en el noroeste provincial y otros registros similares se observaron en otros puntos de las sierras, como Los Chorrillos (78,2 mm), Salsacate (74,4 mm) y Ascochinga (66 mm), en el centro-norte.

Estas fuertes lluvias en zonas serranas provocaron la fuerte crecida de los ríos; el San Antonio, por ejemplo al mediodía se mostraba con cuatro metros.

En cuanto a las zonas más productivas, de los datos se desprende que las lluvias fueron más fuertes hacia el oeste y centro-norte de la provincia, con registros que promediaron entre 20 y 30 milímetros; mientras que hacia el sur y sudeste el promedio fue menor, en torno a 10 milímetros como máximo.

Los picos fueron Río Primero (54,4 mm), Monte Cristo (46,4 mm), El Crispín (44 mm), Toledo (40 mm), Capilla de Sitón (33,6 mm) y Pilar (30,6 mm).

En este contexto, el Servicio Meteorológico Nacional (SMN) señaló en su pronóstico semanal que se prevé el ingreso de dos sistemas de baja presión que ocasionarán precipitaciones en el país.

En el caso de Córdoba, las lluvias que llegaron este martes continuarían hasta el jueves. El Servicio Meteorológico Nacional estimó que en total, podrían acumularse hasta 150 milímetros en toda la franja este y noreste de la provincia, y hasta 100 milímetros en el resto del territorio.

En la capital provincial, una de las estaciones que administra el Gobierno de Córdoba marcaba 57 milímetros de lluvias.