Ante la expectativa del pico de cantidad de infectados en mayo, muchas localidades del interior cordobés implementarán el uso obligatorio del barbijo a la hora de circular por la vía pública o concurrir a lugar con gran aglomeración de gente. Jesús María, Colonia Caroya y Sinsacate analizan en conjunto diferentes medidas en el marco del aislamiento social, preventivo y obligatorio que rige en el país por la pandemia de coronavirus.

Desde los municipios de dichas localidades adelantaron que desde la semana próxima será obligatorio el uso del barbijo para aquellas personas que acudan a lugares de gran concurrencia. Es el caso de supermercados, bancos o sitios en donde haya personas haciendo fila.

La implementación será a partir del próximo lunes, según confirmó Radio Jesús María. Mientras tanto, se hará hincapié en los barbijos adecuados y recomendados para la prevención sanitaria.

El uso de barbijo será obligatorio en algunas localidades del interior cordobés.

Por otra parte, el intendente de Cruz del Eje, Claudio Farías, anunció que a partir del viernes 10 de abril también será obligatorio en dicha localidad el uso del barbijo o cualquier tipo de protección en la boca para evitar posibles contagios y que las sanciones para quien no cumpla con la medida serán altísimas.

Cabe recordar que la ciudad de San Francisco fue pionera en la provincia a la hora de implementar la medida preventiva. Desde este miércoles, allí es obligatorio el uso de barbijos en todos los espacios públicos. De esta manera, se suma a otros lugares del país que ya llevan adelante esta medida como Catamarca, Jujuy, La Rioja, Misiones, Santiago del Estero y Salta.

Según lo pactado en el decreto firmado por el intendente Ignacio García Aresca, las personas que circulen en la vía pública y espacios urbanos deberán trasladarse con barbijo. También se podrá utilizar mascarilla, tapaboca, protector facial o similares. El incumplimiento de tal obligación será sancionado con multas que irán desde los 180 a los 600 pesos.