El ministro de Educación espera que haya fuertes recortes para el año que viene en el sector.


Uno de los temas principales que tiene que resolver el gobierno nacional y que tiene en vilo a todas las provincias es el Presupuesto 2019. En en ese sentido, el ministro de Educación de la provincia, Daniel Gutiérrez, se mostró poco esperanzado y dijo que seguramente habrá un fuerte recorte para el sector.

“Entre la inflación del presente año y la que está prevista para el año que viene, ronda un 50 por ciento y el presupuesto debería aumentar en un 50 por ciento para contemplar la depreciación por inflación. Si eso no sucede, el presupuesto va a la baja”, afirmó.

“Habría fuertes recortes en algunas partidas, incluso la de infraestructura escolar, que nos preocupa mucho. También algunos programas nacionales, en el caso de Planied, vinculado a computación, conectividad”, agregó.

Respecto al futuro que avisora, Gutiérrez no fue optimista. “El panorama que se abre es bastante sombrío por la lógica de ajuste. Esto traerá consecuencias en la vida de la gente. Vamos a tratar de sostener el funcionamiento de nuestro sistema y de los mayores alcances que podamos darle a nuestros programas, en cualquier contexto. La vamos a pelear”, sostuvo.

“El Gobierno de la Provincia tendrá que ver qué áreas prioriza y cómo hace para manejarse cuando los fondos son menores que los del año pasado”, cerró en declaraciones a El Esquiú.






Comentarios