Se trata de las localidades de La Candelaria y Oyola con la idea de proyectar un trabajo de recuperación que permita sumarse al Parque Arqueológico La Tunita.


Desde el Ministerio de Cultura y Turismo buscan materializar un proyecto para la puesta en valor y protección de diferentes espacios de arte rupestres ubicados en la Sierra de Ancasti, en el este de Catamarca.

Las autoridades realizaron una visita a las localidades de La Candelaria (Ancasti) y Oyola (El Alto), donde evaluaron en terreno los sitios arqueológicos, con la idea de proyectar un trabajo de recuperación que permita sumarse al ya materializado Parque Arqueológico La Tunita.

La recorrida contó con la presencia de la secretaria de Gestión Turística de la Provincia, Gabriela Coll y parte de su equipo, la directora de Antropología, Claudia Yapura, además de arqueólogos que despliegan sus tareas en la zona y que pertenecen a los equipos técnicos de la Universidad Nacional de Catamarca y CONICET, como son el doctor Marcos Quesada y la licenciada Gabriela Granizo.

La arqueóloga Claudia Yapura, responsable de la Dirección de Antropología -que depende del Ministerio de Cultura y Turismo- explicó que el proyecto se encuentra en proceso de elaboración, transformándose su área en “el nexo de la totalidad de los actores que formarían parte de esta iniciativa”.

“La idea pasa por sumar a los municipios de Ancasti y El Alto donde se ubican estos sitios arqueológicos, además de la participación del sector privado y de las comunidades locales a través de reuniones que ya se encuentra realizando el área de Turismo. A ellos, se suma la Secretaria de Gestión Turística que podría gestionar o aportar algún financiamiento para materializar esta puesta en valor”, informó la funcionaria.




Comentarios