Es solicitada por afiliados de la Caja de Servicios sociales auto convocados a raíz de los acontecimientos suscitados.


El martes 23 de julio un grupo de afiliados a la CSS, en carácter de auto convocados se reunieron a fin de evaluar lo que sucede en la Obra Social a raíz de los últimos acontecimientos suscitados.

Del encuentro se elaboró un documento que señala: “los afiliados auto convocados de la Caja de Servicios Sociales de Santa Cruz queremos dejar asentado nuestro descontento por los atropellos sufridos en la Delegación Caleta Olivia”.

Agregan que “ante problemas graves de salud debemos soportar la falta de especialistas, la inexistencia de tecnología adecuada y los obstáculos para la derivación a centros de mayor complejidad ya sea en Comodoro Rivadavia o en Buenos Aires”.

“El tiempo empleado en tramites puramente burocráticos, las negativas, la soberbia en el trato y en las definiciones causan angustia en el enfermo, ansiedad en sus familiares y lo único que se consigue es agravar los cuadros médicos. Eso sumado a que en muchas oportunidades los pacientes no reciben la medicación a tiempo o en su defecto ya están vencidos”, indican.

Además manifiestan que “es por todo lo expuesto que solicitamos: “la inmediata renuncia de la Delegada Irene Quinteros y del Medico Auditor Dr. Daniel Santiago” y “que la administración de nuestra Obra Social quede en manos de gente competente que solucione con anterioridad cualquier tipo de corte de servicios, y que por sobre todo la salud del afiliado sea prioridad, entendiendo que debe finalizar la intervención de la




Comentarios