Las primarias demostraron que la suerte del plan presidencial de Horacio Rodríguez Larreta está sujeta a la buena convivencia con los fortalecidos radicales, sobre todo, porque allí encontrará el caudal político para correr definitivamente de la escena a Mauricio Macri y ofrecer un camino superador al que tuvo el cuestionado gobierno de Cambiemos.

//Mirá también: Rodríguez Larreta se impuso en la gran interna con los radicales y consolidó su plan presidencial

El fenómeno que terminó de instalar esa situación fue la gran performance que consiguió el postulante de la Unión Cívica Radical (UCR) Facundo Manes en la crucial interna que protagonizó con el ex vicejefe de gobierno porteño, Diego “El Colo” Santilli, en la provincia de Buenos Aires.

Diego Santilli y Horacio Rodríguez Larreta. Clarín

Aunque Santilli se impuso con el 60,18% de los más de 3 millones de votos que tuvo JpC en el territorio bonaerense, Manes rompió con los pronósticos al cosechar el 39,8% de los sufragios. Así, el postulante de los boinas blancas fue determinante en el batacazo que la coalición opositora le dio al Frente de Todos (FdT) en ese distrito, considerado hasta este domingo como el centro de gravedad del kirchnerismo.

Santilli no podía ganarle al kirchnerismo yendo con el envión del 2019”, advirtió el neurólogo radical, envalentonado con el resultado que potenció su rol protagónico dentro de la oposición.

Fue un mensaje directo para Rodríguez Larreta, para dejar en claro necesita del apoyo de la UCR y de los otros espacios que se acoplaron detrás de la figura de Manes como el GEN de Margarita Stolbizer y los sectores peronistas representados por Emilio Monzó, entre otros.

En rigor, el verdadero potencial de esa nueva sociedad se conocerá tras las elecciones generales del 14 de noviembre. La comparación con los comicios de 2019 indica que JpC no logró crecer significativamente en las urnas: en su intento frustrado por conseguir la reelección como gobernadora, María Eugenia Vidal obtuvo 3,8 millones de votos, es decir, unos 700 mil votos más que los acumulados en las Paso por Santilli y Manes.

Monzó reconoció que Rodríguez Larreta se coronó como el “ganador” de las Paso por la victoria que consiguieron Santilli en Buenos Aires y María Eugenia Vidal en la Ciudad, donde se enfrentó en internas con Ricardo López Murphy y los radicales rebeldes representados por el ex ministro de Cambiemos Adolfo Rubinstein.

Pero el experimentado dirigente peronista también se encargó de señalar algunos de los principales desafíos que el mandatario porteño tiene por delante para consolidar su plan presidencial.

“Horacio lo que tiene que hacer es caminar hacia el centro, y ahì va tener que resolver su situación con Mauricio Macri, su situación con Patricia Bullrich, eso es un tema muy complicado que él tiene en el proceso que va a venir”, dijo Monzó en declaraciones a Radio Con Vos.

PASO 2021: Desayuno de Juntos por el Cambio en el barrio porteño de Belgrano.Clarín

En ese sentido, las primarias arrojaron otro dato que promete facilitarle el camino a Rodríguez Larreta y que tiene que ver con la derrota que padecieron los precandidatos por los que apostó Macri.

//Mirá también: PASO 2021 en la Ciudad de Buenos Aires: ¿Quiénes quedan fuera de las listas finales?

Los casos más emblemáticos son el de Mario Negri y Gustavo Santo, que perdieron la interna en Córdoba contra la nómina de Luis Juez y Rodrigo de Loredo; y el de Federico Angelini, que quedó tercero en la contienda de JpC en Santa Fe.

Esos resultados refuerzan la estrategia que Rodríguez Larreta puso en marcha en esta campaña, para tratar de despegarse de la figura de Macri, y que demanda movimientos bien pensados para que sus laderos no tengan que pagar por los pecados del pasado.

“Este voto no significa que haya una reivindicación de cosas que no salieron bien ni un intento de vuelta al pasado. Lo que queremos es proyectarnos al futuro aprendiendo de los errores”, evaluó Diego Valenzuela, el intendente de Tres de Febrero.

Por lo pronto, Rodríguez Larreta no canta victoria y se muestra comprometido con mantener la unidad para seguir ampliando la coalición. La apuesta inmediata es tratar de atraer a quienes apostaron por otras fuerzas de la oposición que no integran JpC.

“Es muy importante consolidar una oposición, los únicos que podemos frenar las iniciativas del kirchnerismo, que podemos decirles basta somos nosotros por la cantidad de diputados que tenemos e incluso por la perspectiva de aumentar los senadores”, destacó en una conferencia de prensa que encabezó el lunes.

Por la corresponsalía de Buenos Aires.