En el marco de las nuevas restricciones por el avance de la segunda ola de la pandemia de coronavirus, en las últimas horas se dio a conocer la muerte por Covid-19 de otro trabajar de la educación en la Ciudad. Juan Carlos Ramírez, se desempeñaba como auxiliar en la Escuela 21 del Distrito Escolar 3 y murió en el Hospital Méndez.

Ramírez se descompuso en la Escuela, mientras se encontraba cumpliendo su labor, el viernes 26 de marzo. Se testeó y el PCR dio positivo para coronavirus. Su cuadro se agravó y fue internado, hasta que falleció en el hospital este lunes, por la mañana.

Ramírez era sordomudo y había sufrido dos ACV, según trascendió de fuentes de la comunidad educativa. Pero cuando le propusieron que pidiera la excepción para no asistir al trabajo, él se negó porque no quería quedarse en su casa. Por eso, continuó con sus tareas presenciales tanto en la escuela como en una parroquia.

Según publicó la CTA-Ciudad, la familia de Ramirez está compuesta por su hija y su esposa. En un comunicado, el gremio expresó: “Mañana sus compañerxs tendrán asueto mañana y mientras lxs docentes piden volver a la virtualidad, mientras Soledad Acuña la niega. Hay una enorme tristeza entre sus compañerxs y en toda la comunidad educativa”, añadieron.

Cabe recordar que, la semana pasada, había fallecido otro docente porteño por coronavirus. Se trataba de Jorge Langone, quien trabajaba en una escuela del barrio de Villa Lugano y sus compañeros docentes apuntaron contra el Gobierno porteño “por obligar a docentes y estudiantes a exponerse innecesariamente en contexto de pandemia”.

Las autoridades sanitarias afirman que la actividad escolar no tiene incidencia en los nuevos casos. Tras un balance que hizo el Ministerio de Educación porteño, durante el primer mes en las aulas los contagios afectaron a sólo el 0,17% de las personas que asisten a las escuelas. En total fueron 1.215 casos positivos, el 60% de los cuales fueron detectados entre docentes.

Durante ese mes hubo que aislar a 494 de las 45.056 burbujas totales, lo que representa el 1,09%. Apenas el 0,017% de los integrantes de esas burbujas aisladas dieron positivo de Covid-19.

Este martes, la ministra de Salud Carla Vizzotti, indicó que “la mayoría de los contagios no se da en los lugares con protocolo, las fábricas o las aulas. Hay que transmitir la atención y el cuidado en momentos donde estamos con alguien que luce sano y tenemos confianza”.