Jorge Soriano Coronado tiene 78 años y usa una máquina de oxígeno portátil para respirar, hace más de un mes está varado en Buenos Aires.


Un jubilado de 78 que vive en la ciudad de San Carlos de Bariloche se encuentra varado hace más de 30 días junto a su mujer en Buenos Aires. Sufre de hipertensión pulmonar primaria, una afección poco frecuente que lo obliga a usar una máquina de oxígeno portátil las 24 horas del día y quiere volver a su ciudad.

Jorge Soriano Coronado viajó a la Capital Federal junto a su mujer, quien es paciente oncológica, para realizarse un tratamiento médico. Para esta pareja de jubilados estar lejos de su hogar implica atravesar serias dificultades, ambos deben destinar gran parte de sus ahorros a pagar el apart hotel donde se están alojando.

Pasajeros varados. EFE/Rodrigo Jiménez

“Apenas nos enteramos del trámite para sacar el permiso, conseguimos que autorizaran a un remís para llevarnos a Bariloche. A las 2 de la mañana se cayó la página. Decía que no había más cupos disponibles. Quedamos con el remís autorizado, y nosotros, sin autorización. Me supera la impotencia y la inutilidad del Gobierno”, explicó a LaNación.

Soriano explicó que no recibieron ayuda por parte del municipio de Bariloche, de la provincia de Rio Negro ni de Nación, solo palabras. “Si es por los medios del Estado, volver es algo lejanísimo. Si es por mis propios medios, lo veo más factible. Lo único que pido es una autorización que me garantice pasar todos los retenes habidos y por haber desde acá a Bariloche”, señaló.

Otro problema es que Marta, su esposa de 68 años, no pudo cumplir con los turnos que tenía en un centro oncológico de Bariloche para hacerse estudios. Está saliendo de un cáncer de páncreas, y los médicos monitorean su evolución cada una cierta cantidad de meses. “Ya estamos al final del tiempo que el oncólogo pidió para hacer los estudios”, refirió Soriano.




Comentarios