La mayoría de los contagios (alrededor de 10) involucran al sector de maestranza, aunque también se vio afectado personal administrativo y algunos integrantes del equipo médico.


Este domingo alrededor de 55 trabajadores del Hospital Penna debieron ser aislados, a raíz de un brote de coronavirus que se suscitó en el personal de maestranza, equipo médico y sector administrativo.

Son alrededor de 10 contagios, entre el área de limpieza (el mayor número), de administración, sumado a algunos médicos y enfermeras.

El director del nosocomio, Gabriel Peluffo manifestó que, “la mayoría, según la evaluación epidemiológica, son contactos extrahospitalarios. Inclusive algunos por multiempleo, que es lo que ha pasado en casi todos lados, pero que no ha repercutido en el funcionamiento de las áreas críticas del hospital”.

La ocupación del nosocomio es al cien por ciento en la Unidad de Terapia Intensiva de adultos destinada a los casos del virus, y en un 85% en el sector de Clínica COVID-19.

“Estamos prácticamente completos, así que nos preocupa porque no tenemos camas de terapia para ofrecerles a la región. Por eso tenemos que coordinar con otros puntos de la región que están medianamente desarrollados para ver de que manera podemos atender a los pacientes que necesitan”, finalizó.




Comentarios