Luego del escándalo nacional por el Vacunatorio VIP en varios sectores de la política, en las últimas horas se encendieron las alarmas por una nueva irregularidad en la campaña de vacunación contra el coronavirus.

// Mirá también: Quién es Antonella Delmonte, la influencer que conquista con sus looks y quedó en medio de un escándalo

Se trata de una joven quien recibió la primera dosis de la Sputnik V por estar dentro de la categoría laboral de “personal de salud”, sin embargo nunca trabajo en el ámbito sanitario.

Una joven habría falsificado sus datos y recibió la primera dosis de la vacuna contra el CovidInstagram @delmonteanto

Antonella Belén Delmonte, una joven bonaerense de Merlo, recibió el pasado 9 de abril la primera dosis de la vacuna rusa contra el Covid en el Hospital Provincial Héroes de Malvinas. Según detalló Infobae n la base de datos del SISA (Sistema Integrado de Información Sanitaria Argentina) figura que fue inoculada por ser “Personal de Salud”.

No obstante, según registros, el último trabajo de la joven fue en relación de dependencia fue hasta 2019 en una casa de venta de ropa y hasta el momento no figura como empleada de ningún municipio en registros públicos -como fue el caso de Purita Díaz- ni tiene actividad comercial o laboral formal. Mucho menos, vinculada al sector de salud.

La joven es hija de Paula Daniela Palavecino, empleada del Municipio de Merlo, según averiguó Infobae. A su vez, la madre de Delmonte tiene fotos en sus redes sociales junto a Karina Menéndez, Secretaria de Desarrollo e Integración Social del Municipio y hermana del intendente Gustavo Menéndez.

Certificado de vacunaciónInfobae

// Mirá también: Beatriz Sarlo, sobre el cruce con Axel Kicillof: “Intercambiamos misivas de amor vía judicial”

Fuentes oficiales aseguraron que la joven habría falsificado la declaración jurada. “Simuló ser empleada de un centro de estética y salud ubicado en zona norte, donde ella reside actualmente”, informaron.

En este sentido, las mismas fuentes vinculadas a la campaña de vacunación contra el coronavirus aseguran que no es el primer caso que detectan de una persona que declara datos falsos para poder saltear su turno en la lista de espera.