Jorge Yoma, exdiputado y senador por La Rioja, criticó el comunicado de la Delegación de Asociaciones Israelitas Argentinas (DAIA) por haber responsabilizando al fallecido expresidente Carlos Menem de los atentados a la AMIA y a la Embajada de Israel.

Quien fue, a su vez, embajador de México y Perú durante la presidencia de Mauricio Macri, escribió unos polémicos tuits por los que fue acusado de antisemita por los usuarios de la red social del pajarito.

“Estos sátrapas, comerciantes, racistas, empachados de indemnizaciones”, comenzó la publicación de Yoma en referencia al mensaje del organismo que representa a la comunidad judía en el país: “Se la pasan enjuiciando a nuestros presidentes constitucionales, acusándolos de los crímenes más horrendos”, lanzó el exfuncionario en Twitter.

Los contundentes mensajes de Jorge Yoma contra la DAIA.

El controvertido tuit continuó: “Deberían guardar un mínimo de respeto (por lo menos) el día del fallecimiento de quien fue 10 años presidente, no digo de su país porque ellos no lo sienten así, sino del país que los cobija”, apuntó.

Las respuestas de los usuarios no tardaron en llegar: lo acusaron de injurioso”, “agraviante” y “antisemita” por la publicación que se pone a la DAIA por “la muerte impune” del expresidente Carlos Menem tras los atentados contra la comunidad judía.

Jorge Yoma despidió a Carlos Menem en Twitter.

Previo a ello, Yoma lo despidió a Menem en la plataforma. “Adiós Presidente Menem. Nos queda su obra y legado a la posteridad. Espero sepamos aprovecharlo por el bien y la felicidad del maravilloso pueblo argentino”, escribió, y acompañó sus palabras junto con emojis de corazones y la bandera nacional.

Más tarde, en el Canal 9 de La Rioja, Yoma ratificó su postura con respecto al expresidente y concluyó: Menem consolidó la democracia. Convocó a la unidad de todos los argentinos. Un dirigente político irrepetible e inigualable”.

En el comunicado, la asociación que representa a la comunidad judía en el país manifestó queCarlos Menem murió en libertad a pesar de que su Gobierno utilizó a las instituciones del Estado argentino para perpetuar la impunidad y encubrir la responsabilidad de quienes cometieron y fueron cómplices de los atentados”.