Sergio Agüero tocó en profundidad varios asuntos que lo atravesaron en los últimos meses: la muerte de Diego Maradona y el impacto en su hijo, la sorpresiva salida de Lionel Messi del Barcelona, sus amistades de la infancia y su triste presente.

//Mirá también: Un nene fue al predio de la AFA en Ezeiza con una curiosa bandera: “Messi, perdoná a mi mamá”

El Kun brindó una sentida entrevista con el medio español El País y fue su primera participación amplia desde su llegada al Barça. Inmediatamente cayeron sus consultas por el paso de Messi al PSG.

Fue un momento de shock. Él estaba muy mal. Cuando me enteré no lo podía creer. Ese sábado lo fui a ver a su casa. Y, por mi personalidad, como no lo veía bien, intentaba hacer que se olvidara de lo que había pasado. Veía que estaba medio apagado y lo intentaba distraer”, contó el delantero.

Kun Agüero fue presentado como primer refuerzo del Barcelona.

//Mirá también: La probable formación de la Selección Argentina contra Perú por las Eliminatorias

Además, despejó dudas sobre su interés en el club sin su amigo: “A la mayoría de los futbolistas les gustaría vestir esta camiseta, por más que el Barça esté bien o mal. Llegué con la expectativa de jugar con Leo y de que se armara un buen equipo. Cuando me llamaron pensé: ‘Me da igual lo que me paguen. Me pongo bien y voy a ayudar al equipo en lo que más pueda’”.

La muerte de Diego Maradona y su relación con su hijo

Benjamín Agüero, el hijo del goleador y Gianinna Maradona, sufrió mucho la muerte de su abuelo. El Kun aseguró que la noticia le cayó “mal, muy mal” pero el dolor más fuerte lo pasó por cómo estuvo su hijo.

“Pensaba en mi hijo, en que lo tenía que llamar. Me preocupaba mucho cómo se iba a enterar de la noticia. Cuando pudimos hablar, ya lo sabía por un compañero de colegio. Diego y Benja se llevaban muy bien. Diego era un fenómeno con mi hijo. Y Benja lo amaba”, dijo sobre la relación que sostuvieron de abuelo y nieto.

Sergio Agüero contó cómo pasó la muerte de Diego Maradona con su hijo.

El popular velorio que tuvo Maradona también cruzó a Benjamín, con su deseo de despedirse de su abuelo. “Al día siguiente me escribió: ‘Papá, quiero ir a verlo’. La idea no me gustaba. Tenía miedo de que se quedara con un mal recuerdo. Pero como él quería, lo dejé ir. Fue al velatorio en la Casa Rosada con su madre. Me dijo que le dio un beso y que se puso a llorar. Yo intentaba contenerme para que mi hijo no me viera mal. Fueron días muy difíciles. Al menos, Benja se pudo despedir de su abuelo”, firmó.

Su salida de Quilmes y cómo quedó con sus amistades

Agüero creció en Los Eucaliptus, un barrio humilde de Quilmes. Dejó de vivir allí a los 16 años y mencionó cómo siguieron sus amistades.

Cuando pregunté por los chicos con los que me juntaba, uno estaba muerto, el otro preso, a otro lo buscaba la policía. Chicos de 15 años. Todavía mantengo contacto con algunos de mis amigos. Seguimos hablando, más de 20 años después”, comentó con una gran diferencia.