Un hombre pidió ayuda a los gritos al ver que motochorros armados quisieron asaltarlo en la localidad bonaerense de Burzaco. Se terminó salvando de que le robaran y de recibir un disparo.

No tengo nada, no me tires”, gritó Gabriel mientras corría en círculos para sortear a los delincuentes en plena calle, quienes llegaron a disparar.

Una cámara de seguridad registro el momento en el que se ve al vecino caminando por la calle Podestá al 300 para ir al trabajo. De repente, un grupo de motochorros quiere interceptarlo desde atrás para atacarlo de sorpresa.

Al escuchar el ruido de la moto, Gabriel tiró la mochila que llevaba y comenzó a correr y a gritar para alertar a los vecinos de la zona, con el fin de que llamen a la policía. Finalmente, los ladrones no pudieron lograr su cometido y terminaron escapando.