Tras la muerte de una joven de 18 años, las autoridades de Italia definieron limitar el uso de la vacuna de AstraZeneca contra el COVID-19 solo para mayores de 60 años, razón por la cual aquellos que todavía deban aplicarse la segunda dosis recibirán aplicaciones de Pfizer.

//Mirá también: Coronavirus en Argentina: el Gobierno aprobó el uso de la vacuna del laboratorio CanSino

Según indica el comunicado del Ministerio de Salud italiano, el inmunizante de AstraZeneca se administrará “únicamente a las personas de 60 años o más”.

En nombre del principio de “máxima precaución”, a los menores de 60 años que ya recibieron una dosis de AstraZeneca, se les inyectará “una segunda de una vacuna ARNm” como la de Pfizer/BioNTech entre ocho o 12 semanas más tarde.

Vacuna AstraZeneca.Municipalidad VCP.

El cambio se produce cuando Italia, muy golpeada por la pandemia, registra un descenso de casos y se prepara a levantar restricciones en gran parte del país.

El debate sobre el uso de AstraZeneca entre los jóvenes se aceleró sobre todo tras la muerte de la joven por una trombosis cerebral tras haber sido vacunada.

Camilla Canepa, de 18 años, que residía en Sestri Levante (noroeste de Italia), fue hospitalizada el pasado domingo en Génova tras una trombosis del seno cavernoso y operada para extirpar el trombo y reducir la presión intracraneal, pero no lo superó y falleció este jueves. Había sido vacunada con AstraZeneca el 25 de mayo durante la jornada de puertas abiertas para mayores de 18 años.

Coágulos sanguíneos

En abril, la Agencia Europea de Medicamentos (EMA) estableció un vínculo causal entre el vial de AstraZeneca y los raros casos de coágulos sanguíneos, pero destacó que los beneficios del fármaco eran superiores a los riesgos.

Roma suspendió en marzo su uso por los temores, pero tras el visto bueno del regulador europeo lo autorizó para los mayores de 18.

//Mirá también: Reino Unido: aseguran que la variante Delta es un 60% más contagiosa

Italia ha administrado hasta el momento 41 millones de dosis, mientras que casi 14 millones de sus 60 millones de habitantes fueron vacunados por completo.

Unas 127.000 personas murieron de coronavirus en Italia desde febrero de 2020.

Con información de AFP.