"Esperamos deportarlos lo antes posible", dijo Rogelio Frigerio. Así, el ministro del Interior dejó en claro cuál es la posición del Gobierno respecto a los cuatro extranjeros detenidos este miércoles por los incidentes ocurridos en los alrededores del Congreso, mientras se debatía el Presupuesto 2019.

Entre los 27 acusados de provocar incidentes en la plaza del Congreso hay un ciudadano turco, otro paraguayo y dos venezolanos: Baran Anil, de 27 años, oriundo de Turquía; Luis Fretes de 36 años, nativo de Paraguay; y Felipe Uleo, de 31 años y Víctor Ulea 23 años, ambos de Venezuela. Frigerio aseguró que pedirán "un juicio abreviado" para que sean expulsados.

Pedirán "un juicio abreviado" para que los extranjeros detenidos sean expulsados (Foto: Claudio Santisteban/ZUMA Wire/DPA)

En el mismo sentido, la ministra de Seguridad de la Nación, Patricia Bullrich, aseguró que "el turco y los venezolanos no son ciudadanos argentinos. Todavía están bajo la Justicia, pero ya hablamos con el director de Migraciones (Horacio García) y lo más posible es que sean expulsados del país. Que vengan a la Argentina, los reciban con buena onda y estén generando estas acciones violentas, no va", dijo la funcionaria.

Según asegura Clarín, las primeras averiguaciones habrían dado como resultado que los venezolanos serían parte de los servicios de inteligencia del gobierno de Nicolás Maduro. En tanto, el turco sería parte de un grupo activista contra el G-20, del mismo modo que el paraguayo, quien integraría un grupo anarquista de Asunción.