Tras los anuncios del Gobierno y el ingreso a una nueva etapa de la cuarentena para la región del Área Metropolitana de Buenos Aires (AMBA), Mirtha Legrand dio una entrevista a Ciudad en la que contó cómo estaba, compartió sensaciones y habló de planes a futuro.

Reconoció que aunque está bien, el confinamiento le cuesta. "¡Estoy bien! ¡¡¡No es fácil soportar el encierro!!! ¡Taaantos días! ¡Lo peor es no ver a los seres queridos y a los amigos! Por momentos dan ganas de salir, ¡pero no lo hago!" Además, la diva dijo que tiene pensado ver a su familia siempre y cuando esté autorizado y "si termina la cuarentena!"

Mirtha Legrand. (@mirthalegrand)

También contó que a la que si pudo ver fue a su hija Marcela. "Vino varios días cuando murió mi amada Goldy. Incluso, se quedó a dormir en el cuarto de huéspedes". Vale recordar que el 1 de mayo pasado "la Chiqui" sufrió la pérdida de su hermana gemela, Goldy, a quien no pudo ir a despedir al cementerio. Es que por su edad (93 años) es considerada paciente de riesgo frente al COVID-19.

Justamente había sido la conductora de "Las rubias" quien había anticipado el estado de su madre: "Mamá está bien. Está aburrida. Y siente, como todas las personas grandes, que se le está yendo la vida".

Mirtha y Silvia Legrand.

Sobre los planes para cuando termine la cuarentena, "la Chiqui" reconoció que aún no tiene y tampoco quiso contestar si tiene ganas de volver a conducir su programa.

Para cerrar, explicó: “¡Mil gracias! ¡Tengo que cuidarme mucho! Soy población de riesgo, ¡pero estoy al tanto de todo lo que pasa en el país y en el mundo! Y paso horas contestando mensajes como este, por ejemplo”. Y reconoció: “¡Yo soy larguera! ¡Jajaja!”.