Christian Ramón Zabala tenía 41 años. Investigan un supuesto suicidio.


Christian Ramón Zabala, excustodio de la vicepresidenta Cristina Kirchner y subcomisario de la Policía Federal, fue encontrado muerto este jueves en su casa de Castelar. Investigan si se trató de un suicidio.

Zabala tenía 41 años y era especialista en explosivos. Fue encontrado, según consta en el parte policial, en el piso de su vivienda, donde ninguna de las puertas daba muestras de haber sido vandalizada, por lo que un suicidio es la principal hipótesis de los investigadores.

Bajo su cuerpo se encontraba su arma reglamentaria (una 9 milímetros) y una vaina servida.

Allegado a Zabala dijeron que el hombre tenía antecedentes psiquiátricos.

En el parte policial también consta que, al no poder comunicarse con Zabala, la policía “ingresa por el pasillo hasta la puerta principal, constatando mismo se encuentra tendido en el interior de la finca sin vida. Se encuentra todo la vivienda cerrada desde adentro“.




Comentarios