Juan Rocca expresó lo que se vivía día a día en la clínica y la falsa habilitación que tenían en el medio de la cuarentena.


Este jueves, allanaron la clínica del doctor Rubén Mühlberger por una serie de irregularidades que están ahora bajo investigación. El mismo Mühlberger también quedó detenido en la Alcaldía 6 de la Ciudad de Buenos Aires.

Este profesional es reconocido por atender a famosos que lo promocionaban como alguien único, que tenía verdaderos avances científicos en beneficios corporales. Desde Moria Casán, paciente predilecta, hasta Charly García y Diego Armando Maradona pasaron por la clínica.

Quien se expresó sobre el tema fue Juan Rocca, recepcionista del consultorio de Mühlberger: “Era una clínica que tenía autorización para tratar algunos pacientes, pero cuando tenía que anotar cosas como que se iban a hacer botox, ahí es donde decís ‘¿qué onda esto? ¿Dónde están las personas que regulan que tipo de actividades se hacen con respecto a la salud?‘”.

“Hace tres semanas que me tomo el colectivo para ir a trabajar con el permiso que me firmó él. Nosotros estábamos autorizados, pero ayer me enteré de que la clínica estaba inscripta como un consultorio odontológico”, contó, en su cuenta de Instagram, sobre cómo funcionó el establecimiento en el medio la cuarentena.

También relató lo que le sorprendía en el día a día. “Me daba cuenta de que todo era medio trucho y que había un montón de manejos que no me cerraban. Lo más triste es que la gente le cree, por la manera que tiene de engolosinarte”, agregó.

Además, apuntó a Moria Casán: “Los famosos cierran todos el orto porque se hacen todo gratis. Moria que es nefasta siempre lo va a defender”. “Mühlberger llegaba a la clínica y maltrataba a todo el mundo, se creía una persona superior, hacía comentarios horribles, homofóbicos, transfóbicos, xenofóbicos y gordofóbicos”, remarcó, sobre el doctor.




Comentarios