Solo operarán a través del sistema home banking y cajeros automáticos. Hasta el 31 de marzo no se atenderá al público.


El Banco Central de la República Argentina (BCRA) determinó este viernes que las entidades financieras y cambiarias no abrirán sus oficinas físicas y aseguró que “garantizará” la provisión de efectivo para abastecer a la red de cajeros automáticos de todo el país hasta el 31 de marzo, de acuerdo con la cuarentena dispuesta por el Gobierno nacional.

A su vez, el BCRA garantizará la provisión de efectivo para que los bancos adopten todas las medidas necesarias para asegurar la suficiente provisión de fondos, en cajeros automáticos, y la continuidad de la operatoria relacionada con la extracción de efectivo en puntos de extracción extra bancarios.

Los bancos argentinos cerrarán sus sucursales hasta el 31 de marzo

Al no poder atender en las sucursales, las empresas del sector deben mantener la atención remota de los clientes en todos los servicios. Esto será a través de home banking y cajeros automáticos.

Durante la cuarentena “no habrá compensación electrónica de cheques, por lo que las sesiones de compensación se reanudarán el 1° de abril” y tampoco “se computará para el vencimiento de plazo de 30 días para la presentación de los mismos los días 25 y 26 de mayo”.

El mercado de cambios sigue en funcionamiento en forma remota, y a través del Siopel (sistema de negociación desarrollado íntegramente por MAE, Mercado Abierto Electrónico) “el BCRA garantizará la operatoria de las operaciones cambiarias mayoristas y de las licitaciones de Leliq”.

Las autoridades subrayaron que, con el objetivo de “la normal prestación de los servicios de las entidades financieras y de los sistemas de pago”, se mantendrá la operación de “toda infraestructura de mercado”.

Jubilados agolpados en la puerta del Banco de Santiago del Estero.

Esa infraestructura incluye las cámaras electrónicas de compensación, el Medio Electrónico de Pagos, las redes de cajeros automáticos y de transferencia electrónico de fondos, las administradoras de tarjetas de crédito y débito, los proveedores de servicios de pago y medios de pago electrónicos.

Las bolsas de valores y los mercados de capitales autorizados por la Comisión Nacional de Valores, la Caja de Valores y los agentes del mercado de capitales registrados ante la CNV, operarán en forma remota, concluyó el BCRA.




Comentarios