Luciana Salazar y Martín Redrado estuvieron juntos durante siete años. La ruptura se desencadenó finalmente a mediados de 2017, según dicen, porque la vedette ahora devenida en analista política quería ser mamá.

salazar redrado

Pero el economista se negaba, supuestamente presionado por sus hijos Tomás (23) y Martina (16). En eso sorprendió la noticia de que Luli estaba esperando un bebé a través de vientre subrogado en Estados Unidos.

Matilda nació en diciembre de 2017, sin certezas sobre su padre biológico. Mientras, Redrado se mantuvo siempre alejado de la flamante mamá y su bebé. Pero esta semana se difundieron fotos de los tres juntos, y Luis Ventura tiró una bomba en Involucrados.

"Redrado es el padre biológico de la nena", afirmó el periodista.

Y siguió: "El gran problema acá lo tiene Redrado. Luciana quiere gritar su amor al mundo. Redrado no quiere que esto fluya porque los hijos le pasan factura todo el tiempo".

"Mi información es esta. Redrado le daba letra en Twitter, nunca dejó de verla, se escondía en baúles de los autos para verla, viajaba, le miente cuando sale con la familia", añadió.

"Para mí es el padre biológico de la nena. Si es del corazón o genético es lo de menos. Es mi información. Si alguno me intima o me manda una carta documento no tengo problemas en ir a Tribunales pero lo primero que pido es un ADN", advirtió Ventura.

Entonces el colega Mauro Federico lo interrumpió: "Redrado me está escribiendo desde Nueva York", dijo. "Esto es una operación, justo ahora que se discute el Gabinete. Que quede claro, no soy el padre. La veo cada tanto cuando el laburo me lo permite", leyó el periodista.

"Lo respeto, pero no es la primera vez que miente", respondió Ventura.