Así lo dió a conocer ante un comunicado de prensa que emitieron desde la Municipalidad de Villa Allende.


La polémica que se desató ante la decisión de la Cantera El Gran Ombú de cerrar el camino que une Villa Allende y la Reserva Natural, hídrica y natural, generó revuelo en los principales órganos municipales que trabajan sobre las problemáticas ambientales de la ciudad.

En la tarde del martes 14 de enero, la Municipalidad de Villa Allende emitió un comunicado de prensa donde pronuncia su posición frente al reclamo de los vecinos sobre el cierre del acceso a la Reserva.

En el mismo expresa que desde el municipio velan por el patrimonio natural de la ciudad y que han solicitado los informes correspondientes tanto a la provincia como a la empresa minera para conocer la factibilidad de explotación del espacio natural como también las autorizaciones que obtuvieron para cerrar el camino.

En los últimos párrafos del comunicado, el intendente Eduardo Romero, se compromete a no permitir bajo ningún punto de vista el cierre del camino y hacer todos los esfuerzos necesarios que estén al alcance para impedirlo.




Comentarios