Mediante una acordada emitida por la Sala de Superintendencia del Superior Tribunal de Justicia (STJ).


En el Poder Judicial de Santiago del Estero se resolvió suspender la fijación del receso de las actividades que habitualmente se hace durante los meses de julio o agosto, en función de la necesidad de dar continuidad al servicio que se brinda a la sociedad. La disposición, mediante Acuerdo de Sala, se basa en lo que estable el Art. 251, de la Ley Orgánica de Tribunales, en consonancia con la ley provincial Nº 3752 y fue emitida por la Sala de Superintendencia del Superior Tribunal de Justicia (STJ).

Se remarca que las normativas señaladas determinan que es el máximo tribunal quien “debe determinar la fecha de la feria judicial de invierno, como máxima autoridad de la institución, con la premisa de ser garante del acceso a Justicia, en cuanto a los derechos personales, la tutela judicial y el debido proceso legal que fija el texto de la Constitución de Santiago del Estero”.

Además la acordada recuerda “que en el contexto sanitario que generó el coronavirus, las autoridades judiciales dispusieron un receso y luego una feria extraordinaria por razones sanitarias, que cesó el 31 de mayo pasado”. Luego agrega que “a partir del 1 de junio, se reanudaron los plazos procesales y en consecuencia el incremento del requerimiento del servicio fue notorio, tanto para dar continuidad a trámites en proceso o iniciar nuevos”.

El alto tribunal reitero “la vigencia de las medidas de aislamiento y circulación restringida que fueron oportunamente fijadas por el Poder Ejecutivo, para prevenir la propagación del COVID-19, para lo cual la Justicia provincial adoptó sus propias medidas de bioseguridad en las sedes tribunalicias, a través de un Protocolo que oportunamente aprobó el Ministerio de Salud.




Comentarios