Falta de gas: Santa Fe propuso a Nación subir el uso de biocombustibles para reemplazarlo

Planta de biocombustible
Planta de biocombustible

La Provincia pidió subir el corte del biodiesel al 10%, lo que permitiría reducir en gran medida la importación de combustible fósil y reactivaría la industria local.

El Gobierno santafesino propuso a la Secretaría de Energía de la Nación incrementar cinco puntos porcentuales el corte del biodiesel, llevándolo al 10%, para atender la creciente demanda de combustibles fósiles cuyos precios se dispararon a partir de la guerra entre Rusia y Ucrania. La medida beneficiaría a la industria santafesina del sector.

La solicitud fue planteada por el ministro de Producción, Ciencia y Tecnología, Daniel Costamagna, al secretario de Energía de la Nación, Darío Martínez, bajo el argumento de que las consultoras especializadas calculan que a valores actuales de energía, Argentina deberá importar más de 10.000 millones de dólares durante el 2022 entre gas natural licuado (GNL), gas de Bolivia, gasoil y fuel oil para usinas, transporte y naftas para vehículos.

En este sentido, propone “sustituir esa demanda externa de combustibles a partir del aprovechamiento de la capacidad instalada argentina para la producción de biodiesel”. Costamagna destacó que Argentina cuenta con una capacidad de producción de 3,9 millones de toneladas de biodiesel, concentradas principalmente en la provincia de Santa Fe, donde se integran con las empresas de molienda de soja.

El ministro de Producción, Ciencia y Tecnología de Santa Fe, Daniel Costamagna
El ministro de Producción, Ciencia y Tecnología de Santa Fe, Daniel Costamagna Foto: Gobierno de Santa Fe

“Actualmente Argentina tiene casi un 60% de capacidad ociosa de producción de biodiesel. Los estándares actuales de calidad han sido establecidos y probados para un corte obligatorio del 10% y más aún se cuenta con experiencias exitosas del uso del biodiesel puro B100 en flotas de camiones y buses de transporte de pasajeros y B50 en maquinaria agrícola y vehículos modernos”, explicó.

De esta manera, mediante este texto Costamagna resalta la necesidad de elevar al 10% el corte de biodiesel y concluye que incorporar 1.000.000 tn de biodiesel al mercado interno ayudará a mitigar el exponencial crecimiento en el requerimiento de divisas del sector energético producto del aumento de los precios internacionales.

“En consecuencia, lo antes mencionado propiciará la manufactura de 5.000.000 tn de soja, así como el ahorro divisas por u$s1.450 millones en importaciones de gas oil”, dijo. Agregó que por otro lado, esta incorporación, generará u$s2.250 millones en divisas con exportaciones adicionales de harina de soja y una recaudación fiscal de u$s675 millones en retenciones sobre exportaciones adicionales de harina de soja, equivalente a 10 barcos de GNL.

“Aunque de un volumen menor, no debe minimizarse la exportación de glicerina, subproducto de la industria del biodiesel, que podría incrementarse en unos u$s100 millones al año”, cerró.

Temas Relacionados