Tras un allanamiento realizado el domingo en un domicilio particular de San Rafael, desarticularon un vacunatorio clandestino. Por el hecho, en horas de la madrugada de este lunes, procesaron a tres personas que habían ido a vacunarse y continúan aprehendidas otras cuatro, entre ellas el médico que estaba a cargo del operativo y un enfermero.

//Mirá también: Coronavirus: los detalles de vacunatorio clandestino

El vacunatorio clandestino funcionaba en calle Coronel Campos al 800. Y fue a través de WhastApp que un grupo de vecinos fue invitado a vacunase contra el coronavirus, aparentemente de forma gratuita.

Todo parecería indicar que esas dosis de AstraZeneca corresponderían a las enviadas para vacunar a los adultos mayores de los geriátricos Renacer 1, 2 y 3. Por lo que investigan si nunca se aplicaron, eran sobrantes o fueron robadas.

La policía recuperó dosis que no se habían aplicado y ampollas vacías de vacunas anticovid.Gentileza Media Mendoza

El hecho salió a la luz por un llamado que recibió el director de la región sur del Ministerio de Salud, Abel Freidemberg, quien radicó la denuncia el sábado en horas de la tarde.

El procedimiento lo llevó a cabo el fiscal Javier Giaroli, quien informó que en el transcurso de la madrugada de este lunes “se resolvió la situación de tres personas, quienes habían concurrido al lugar a colocarse la vacuna, procesadas por el delito de tentativa de infracción al art. 205 del Código Penal”.

//Mirá también: Vacunatorio clandestino en San Rafael: son nueve los detenidos en la causa

Además, destalló que “quedan aprehendidos y en espera de informes de antecedentes el dueño del geriátrico de apellido Ochoa y su esposa, acusados de peculado e infracción al art. 205 CP, el Dr. López, acusado de participación necesaria, y un enfermero acusado de ejercicio ilegal de la medicina”.

Sin embargo, el fiscal indicó que la causa es “muy incipiente”, y explicó que han solicitado informes y medidas que “todavía no han sido evacuados”.