Un brote de coronavirus en un geriátrico en Monte Comán desencadeno una ola de fallecimientos. En menos de 20 días murieron 14 residentes.

Los decesos comenzaron cuando estaban por vacunar contra el coronavirus a los ancianos en el hogar que dirige el ex sacerdote Fernando Yañez en el distrito sanrafaelino.

//Mirá también: Vacunatorio clandestino: los detalles de la inevestigación

Según indicaron desde el Ministerio de Salud, la vacunación iba a comenzar el seis de este mes pero cuando llegaron las dosis apareció el primer contagio y hubo que suspender la inoculación.

El primero de los fallecimientos se produjo el 8 de junio y desde ese momento no se detuvieron más hasta sumar 14 decesos en lo que va del mes.

“Los casos positivos saltaron desde los primeros días de este mes y no se pudo vacunar a las personas porque ya existían los contagios cuando llegó la lista de los internos, con los respectivos consentimientos, y la de los empleados”, dijo Yañez a Sitio Andino.

Viejitos de 80 y hasta 100 años han ido muriendo desde que comenzó el brote, un médico y su esposa están aislados con covid, la otra médica que los atendía está embarazada, por lo tanto no ha podido entrar”, agregó al portal de noticias.

El ex sacerdote aseguró que “hemos ido informando las muertes permanentemente”.

De acuerdo a los dichos de Yañez y ratificado por el coordinador del Ministerio de Salud en el sur mendocino, Abel Freidemberg, a Sitio Andino, la demora en la vacunación contra el coronavirus se produjo porque no se pudo “obtener a tiempo la autorización de los familiares”.

//Mirá también: Eliminaron las restricciones especiales que regían en Alvear

“Habíamos podido vacunarlos contra la gripe, pero sin la lista de los consentimientos no podíamos intervenir” en el caso de la inoculación contra el coronavirus, indicaron.