Este miércoles por la noche ocurrió un hecho insólito en el partido entre Talleres y Godoy Cruz por la semifinal de la Copa Argentina. En el partido jugado en el “Juan Gilberto Funes” de la ciudad de La Punta, el “carrito” que asiste a los lesionados ingresó a hacer su trabajo al campo y no lo pudieron hacer arrancar por un tiempo.

Desde las tribunas se pudieron apreciar las risas de los hinchas ya que el encuentro estuvo detenido un momento por un desperfecto técnico en el vehículo. Desde las gradas se podía apreciar al conductor intentando con fervor que este arranque, pero no podía.

Se quedó el carrito en el Juan Gilberto Funes de La Punta

Inclusive, en un momento, el jugador lesionado (Diego Valoyes, de Talleres) fue sacado a pie del campo de juego por los médicos de la “T”, mientras el “carrito” seguía sin funcionar.

Incluso, jugadores de Talleres intentaron empujar el vehículo con el colombiano arriba del mismo para poder reanudar el encuentro lo antes posible.

De este hecho insólito se hicieron eco varios medios nacionales e internacionales, que realizaron publicaciones al respecto en sus redes.

Se quedó el carrito en el Juan Gilberto Funes de La Punta
Se quedó el carrito en el Juan Gilberto Funes de La Punta

Después de un momento, el “carrito” arrancó y el partido pudo seguir su curso. Eso sí, el vehículo no volvió a entrar al campo de juego. En el segundo tiempo, cuando tuvieron que asistir nuevamente a Valoyes, los médicos ingresaron con la tradicional camilla para no arriesgarse a un nuevo papelón.