Horror, caos y una tragedia sin precedentes. La provincia de San Juan se vio convulsionada este jueves por un accidente automovilístico que involucró a cuatro vehículos y dejó como saldo tres fallecidos y cuatro heridos. Sucedió antes de las 20hs en el departamento Ullum, entre El Villicum y la zona de Matagusanos, a la altura del kilómetro 3488.

//Mirá también: Los policías acusados de desviar fondos declararon que el dinero estaba destinado a familiares de compañeros fallecidos

“Fue horrible, una locura, muy triste”, señaló a Diario de Cuyo una mujer que se topó con el siniestro cuando viajaba, junto a su pareja, desde Rodeo a Capital. La testigo, que prefirió reservar su identidad, contó que se bajó del auto con intenciones de ayudar a las víctimas pero “era todo un desastre, había equipaje tirado, teléfonos, un motor que había volado de un auto, terrible”.

La mujer señaló que fue ella misma quien encontró sin vida a uno de los conductores. Relató que el hombre no tenía pulso y que estaba acompañado por una mujer que iba sentada en la parte trasera. Del siniestro participaron cuatro rodados: un Chevrolet S-10, un Volkswagen Gol Trend, un Fiat Argo y una camioneta Mitsubishi Pick Up.

“Una de las personas había salido despedida, tenía mucha sangre en la cabeza y en las manos. Primero nos dijo que viajaba con un acompañante pero después que no, estaba mal, no coordinaba lo que decía”, afirmó la testigo al diario local. Ese auto terminó bastante lejos de los otros.

//Mirá también: La lujosa vida del matrimonio policía acusado de desviar fondos de la Fuerza

A la media hora del siniestro llegaron efectivos policiales y al menos tres ambulancias para socorrer a los heridos. En el lugar ya se encontraba una movilidad de salud: era una ambulancia que se dirigía a Barreal y se quedó en el lugar de los hechos para asistir a los involucrados en el cuádruple choque. Todos los sobrevivientes fueron trasladados al Servicio de Urgencias del Hospital Rawson.

Hasta altas horas de la noche en la zona del accidente estuvieron trabajando fiscales de la UFI Delitos Especiales, quienes comandaron la recolección de pruebas. Con las pericias intentarán determinar el mecanismo del siniestro y si hay responsabilidades en alguno de los conductores sobrevivientes.