A dos semanas del comienzo de Semana Santa, desde el sector turístico de San Juan indicaron que hasta el momento son pocas las reservas hechas aunque las expectativas son altas. En el último tiempo, la provincia ha mejorado su estatus sanitario en relación a los contagios de coronavirus y esto permitió un buen desarrollo del turismo interno.

Para el feriado religioso que este año caerá entre el 1 y el 4 de abril, el sector turístico cruza los dedos para poder conservar el gran movimiento de sanjuaninos hacia las zonas turísticas que se viene desarrollando en los últimos meses y así poder continuar paliando las pérdidas económicas que generó la pandemia de coronavirus.

Si bien son pocas las reservas de alojamientos hasta el momento, el presidente de la Cámara de Turismo de San Juan, Daniel Paroli, afirmó a Diario Huarpe: “Algunas reservas se están haciendo, no es algo genérico. Pero hay consultas de personas que quieren irse a descansar para Semana Santa. La apertura de las clases presenciales en todo el país significó un cambio, esto quiere decir que mucha gente va a priorizar hacer turismo interno para aprovechar más los días y luego retomar las actividades normales”.

Además, agregó: “Nos sorprendió mucho Pocito y Zonda, hicieron una diferencia importante con respecto a años anteriores porque ofrecieron buenos paisajes y su belleza singular está cerca de los ciudad”. Paroli cree que las reservas se harán a último momento o directamente los turistas llegarán a los lugares sin haberlas hecho con anticipación.

“Por ahora no podemos hacer porcentajes, pero las expectativas luego de lo que hemos vivido con la activación del turismo interno son fantásticas. Yo creo que vamos a andar muy bien, esperemos que así sea”, concluyó.