Detuvieron a una pareja salteña ya que los acusan de haberse robado una bebé, pero la explicación de la mujer sorprendió: comentó que perdió su embarazo y no le contó nada a su pareja, por lo que “aceptó” que una joven de Tucumán le “regalara” a su hija.

//Mirá también: Mala praxis en Salta: “La obstetra nos había asegurado que estaba todo bien con nuestro bebé”

Esta situación irregular salió a la luz cuando la pareja de enfermeros intentó conseguir el certificado de nacimiento en dos centros de salud de Salta, y ante este pedido en ambos lugares dieron aviso a la policía.

La abogada de los acusados, Marcela Fernández, detalló, según informa Salta 4400, que la pareja sostienen que no robaron a la bebé sino que la progenitora la entregó porque no la podía criar. Al mismo tiempo, la mujer que asumió el lugar de madre de la criatura remarcó que su pareja no estaba enterada de este “cambio” de bebés.

“Él es ajeno a esta situación. Es injusta esta detención. Nunca R. se atrevió a decirle que perdió a su hijo”, dijo la letrada y el sujeto manifestó esto: sabía que estaba embarazada pero nunca se le comunicó que sufrió un aborto.

//Mirá también: Aborto legal: en Salta hay una gran cantidad de ginecólogos que son objetores de conciencia

En cuanto a la madre biológica de la bebé, detallan que hizo una publicación en Facebook buscando una familia que adopte a su hija. En la misma línea la abogada contó que se contactó con ella pero que no quiere ir a buscar a la recién nacida.

“Pedí que la llamen a declarar. A ellos (los imputados) les endilgan un robo de bebé que no existió nunca”, insistió la letrada, ignorando todos los pasos que se deben seguir para adoptar en el país.