Hace unos días atrás se daba a conocer la noticia de que Maxi Sánchez, un alumno de 17 años de Salta fue elegido entre los mejores 50 estudiantes del mundo. Ante esto, varios medios de comunicación se contactaron con el joven y le consultaron sobre su vida, sus estudios, su incorporación a la comunidad Wichi y su solidaridad para con ellos.

//Mirá también: Salta no adhiere a las medidas sanitarias nacionales y continúa el uso obligatorio del barbijo

En diálogo con El Tribuno, el joven contó cómo fue enterarse de la noticia de haber sido seleccionado entre estudiantes de todo el mundo: “No me lo esperaba, el día que me avisaron que estaba en el top 50 de los mejores alumnos del mundo me puse muy contento, no sabía que significaba pero sentí muchísima felicidad cuando vi el correo electrónico”.

Sobre el momento en el que le entregaron el premio, Maxi reveló que al encontrarse con el ministro de educación, lo primero que le planteó fue la posibilidad de que más niños vayan a la escuela de la comunidad wichi, niños que abandonaron, que no quisieron seguir. “La posibilidad de que se abriera una escuela secundaria, o un anexo, y me dio un poco de esperanza. Así que llevaré un poco de esperanza a los que me preguntaron. Muchos chicos vinieron a mi casa, chicos que dejaron la escuela secundaria”.

Quién es Maxi Sánchez, el salteño que quedó seleccionado entre los 50 mejores estudiantes del mundo

Por otra parte, respecto a su día a día y a la dedicación y entusiasmo que le pone al estudio, el joven contó que fue su abuela quien lo ayudó desde chico. “Vivo con mi abuela, desde los 4 hasta los 17 aunque ahora decidí hacerme una piecita de carpa y vivir aparte. Valoro lo que tengo, a mi abuela también la valoro porque sufrió demasiado, para mandarme a la escuela, conseguir para darme de comer cada día. Ella me mantiene en pie, también las personas que me ayudaron como la profesora Eva”.

Finalmente, el joven también habló sobre su proyecto de crear una aplicación que sea un traductor entre la lengua Wichi y el español, sobre todo para los adultos mayores, que hasta entonces no saben el idioma. “El avance va un poco lento por motivos de herramientas, de conectividad, lo que me hace falta es el wifi, intento ir caminando hasta la casa de mi profesora para tener wifi y terminar lo que pueda. Esta aplicación quiero hacerla fácil para que nadie se complique. Quiero que no tenga ningún error, yo sé que habrá errores, pero se solucionarán con el proceso y desarrollo. Vengo trabajando desde 2020, pero como no tenía celular, eso me complicaba continuar. Este año me inspiré más, la estoy desarrollando, la interfaz ya está, pero falta algo que todavía debo implementar”.

Quién es Maxi Sánchez, el salteño que quedó seleccionado entre los 50 mejores estudiantes del mundo

Y agregó: “El motivo de la app es porque vi en mi comunidad, en mis hermanos aborígenes, que muchos no entienden, por ejemplo los ancianos, que no tienen la capacidad de cambiar su lengua materna y eso me duele. También porque en algunas sucursales como Anses, bancos, no los entienden. Sé que hay buenas y malas personas, yo vi con mis propios ojos que a veces se aprovechan -del desconocimiento- de las personas de mi comunidad”.