En la sesión del martes pasado, la Cámara de Diputados de Salta aprobó un proyecto de ley que propone impedir que aquellas personas que tengan una condena penal en segunda instancia sean candidatas a ocupar cargos electivos.

La iniciativa conocida como “ficha limpia” contó con el apoyo de 53 legisladores mientras que el diputado Claudio del Plá, del Partido Obrero, votó en contra y opinó que la normativa sería imposible de cumplir mientras la Justicia salteña defina quién puede ser candidato o no.

Una herramienta para depurar la política salteña

La postura de Del Plá, según publica El Tribuno, fue compartida por muchos de los diputados, quienes también cuestionaron la actuación por parte de la Justicia a la hora de castigar hechos de corrupción vinculados al poder. Sin embargo, la mayoría coincidió en que se trata de un punto de partida para empezar a depurar la política salteña.

La norma aprobada anoche impone que “no podrán ser candidatos a cargos públicos electivos provinciales y municipales los condenados por sentencia judicial en segunda instancia mientras dure la condena en los delitos que se le imputan”.