Desde la semana pasada se puso en marcha en Salta una reforma en la atención telefónica de pacientes con COVID-19 o que presenten síntomas compatibles con la infección. Por el colapso de llamadas, se estableció que el 911 sólo atienda emergencias mientras que las líneas 136 y 148 están disponibles para consultas.

Las teleconsultas también formarán parte de esta reforma. La semana pasada el secretario de Modernización del Estado, Martín Güemes, anticipó que convocarían a médicos que estén exceptuados de ir a sus lugares de trabajo a atender teleconsultas de los salteños.

Desde la Caja de Jubilaciones y Pensiones para Médicos de Salta respondieron positivamente a la convocatoria efectuada por el Ministerio de Salud Pública de la provincia. La institución elevó al Ministerio un listado con 236 médicos menores de 75 años y que no se hayan jubilado por incapacidad para brindar asistencia virtual a pacientes con COVID-19. Las autoridades sanitarias contactarán telefónicamente o por e-mail a los médicos retirados y les pedirán que se sumen a la iniciativa.

El objetivo de la convocatoria es crear un grupo especial de trabajo que ayudará a través de las TICS a los hospitales y centros de Salud de la provincia a enfrentar a la pandemia del coronavirus.