El senador provincial Armando Traferri se defendió este miércoles de las acusaciones sobre corrupción en el marco de una investigación penal en Rosario. Sobre las últimas grabaciones en las que se lo menciona dentro del expediente del Ministerio Público de la Acusación (MPA), aseguró: “Lo único que dejan al descubierto es que sabían sobe los puertos secos hace tiempo y nunca hicieron nada”.

Durante la sesión extraordinaria en la que se aprobó la ley de política tributaria para el año próximo, el legislador volvió a la carga contra el ministro de Seguridad de Santa Fe, Marcelo Sain. “Quiere utilizar y direccionar causas y quitarme de la escena política porque mi presencia no le permite el avasallamiento de las instituciones que anhela”, manifestó.

El dirigente justicialista planteó que existe un “grave riesgo institucional” para él y todas las personas que ocupan un cargo público. Citó luego al presidente Alberto Fernández en su discurso de asunción hace más de un año, cuando criticó el “lafware” y las operaciones de inteligencia. Sobre este antecedente, comentó: “Algunos que dicen ser peronistas han puesto en marcha un mecanismo similar en la provincia para saldar discusiones que deberían ser meramente políticas”.

Traferri manifestó que en la Justicia rosarina “no hay una sola prueba en su contra” sobre su rol como organizador de una asociación ilícita vinculada al juego clandestino y las extorsiones. “Tienen que ir exponiendo sus supuestas pruebas a cuentagotas para que este tema se mantenga en la agenda pública el mayor tiempo posible”, acotó en relación a la actuación de los fiscales.