Luego de encarar una convocatoria en las redes para recibir radiografías de todo tipo, Soledad Umedez y Leonardo Taraborelli, vecinos del barrio Roma de Casilda, donaron a los agentes de policía de la ciudad y a médicos del hospital máscaras hechas con una impresora 3D para prevenir el contagio de coronavirus.

"Hicimos 50 máscaras para los médicos del hospital San Carlos, una producción que hicimos en menos de un día y a la policía le entregamos ayer 20 en total y hoy 30 más, porque no es solamente para los que patrullan sino también para el personal de tránsito, de accesos a la ciudad y las comisarías", indicó Leonardo sobre el trabajo realizado.

Como casi toda la población, la tarea diaria de los fabricantes de las máscaras era otra antes de la definición de la cuarentena total. "Nosotros tenemos estas impresoras para las convenciones y hacemos máscaras, muñecos, estatuillas, todo lo que tiene que ver con cómics y vamos sobre todo a Rosario a las convenciones, pero ahora quisimos darle una utilidad mayor y por suerte la convocatoria fue excelente desde el primer momento", precisó.

La policía de Casilda recibió múltiples máscaras donadas por vecinos. (Min. Seguridad)

Más allá de los elementos ya confeccionados, la recepción de placas radiográficas se mantiene activa. "Ahora estamos esperando que nos lleguen más placas para poder seguir haciendo. Lo que le estamos pidiendo a la gente de Casilda es que nos donen las placas de acetato o las radiografías viejas que la limpiamos con agua con cloro y le retiramos la tinta", sostuvo Leonardo.

"La verdad es que estamos muy agradecidos con esto porque ayuda en momentos de tanta exposición, no solo para policías sino médicos y agentes", fue lo que esgrimió, por su parte, la directora de la Unidad Regional IV, Emilce Chimenti.