Así lo afirmaron los taxistas de Río Gallegos.


En una entrevista radial, un conductor señaló que esos vehículos no tienen controles ni pagan impuestos. “Nos sacan el trabajo a nosotros, a los remiseros y a los transportes escolares”, manifestó Leonardo Méndez, taxista de Río Gallegos, a raíz de la problemática del crecimiento de los “taxis truchos” en la ciudad. Señaló que los ilegales han avanzado fuertemente. “Nos están sacando nuestra fuente de trabajo, en unas reglas de juego que son injustas porque estos muchachos no le pagan un impuesto a nadie”, manifestó.

“Nosotros pagamos nuestros impuestos y hacemos los controles necesarios porque tiene que ser así. Están los controles municipales, el seguro y los impuestos que tenemos que pagar”, manifestó e indicó que todos los años deben realizar la actualización de los antecedentes policiales. “En los autos ilegales no sabés al auto de quién te subís”, agregó.

Sobre el crecimiento de la actividad ilegal, Méndez indicó que es lógico, ante la crisis económica nacional y de la provincia, pero que los taxistas buscan defender su fuente de trabajo. “Los diputados sancionaron una ley que no permite los Uber y tienen los organismos para buscar a la gente que está en la ilegalidad, como los MInisterios de Trabajo y Transporte o los organismos municipales”, mencionó.

El crecimiento de los “truchos” “Por lo menos hay 5 que reciben mensajes y envian autos”, manifestó, calculando que si se realiza una estimación podrían haber entre 150 o 300 “taxis truchos” en Río Gallegos, casi la misma cantidad de registrados. “Esto es algo muy grave, no algo menor como 15 o 20 autos truchos, son muchísimos”, indicó.

Méndez reiteró que deben intensificarse los controles municipales para terminar con esta situación. “Esto nos afecta a los taxistas, remiseros y transportes escolares, los truchos nos sacan el trabajo a todos”, expresó y agregó : “necesitamos acciones inmediatas del municipio y los organismo municipales”.

Fuente: Radio Nuevo Día




Comentarios