Irene es una médica sanfrancisqueña de 69 años que se contagió de coronavirus mientras estaba al servicio de la comunidad. En total, estuvo 127 días internada en el Hospital Rawson de la ciudad de Córdoba, y hoy, finalmente, fue dada de alta.

La doctora Irene, como la conocen en San Francisco, se enteró que tenía coronavirus el 9 de noviembre, luego de sentir mucho dolor de cuerpo. Por su cuadro, debió ser internada en el Hospital Rawson de Córdoba capital, y se convirtió en “la mejor alumna” según los médicos que la atendieron.

Estuvo cuatro meses internada en el Hospital Rawson, luego de contraer Covid-19La Voz de San Justo

Con 40 años de ejercicio de su profesión, hasta el inicio de los síntomas, Irene Di Monte trabajó en el dispensario de Josefina, en la primera línea de batalla contra el virus. Finalmente, este 22 de marzo recibió el alta e inició un proceso de recuperación en su casa, junto a su familia.

Estoy contenta porque estoy acá. No obstante, estoy un poco angustiada por no poder caminar. A veces me siento desesperada por levantarme de esta silla de ruedas y salir corriendo como lo hacía antes. Pero soy consciente que la recuperación es paso a paso”, dijo la médica generalista a La Voz de San Justo.

Contó que durante su internación cumplió años en diciembre y a los pocos días nació su nieto, cuando ella estaba en coma.

Desde que me internaron perdí el conocimiento y no me acuerdo nada. No sé cuándo fui a parar a Terapia Intensiva y tampoco recuerdo que me hayan puesto el respirador. Recién cuando fui trasladada a la Unidad de Terapia Intermedia me desperté y me sentí con mucho miedo. Si bien no estaba más entubada, tenía una traqueotomía y no podía hablar”, detalló al medio local.

Siento que volví a nacer. En realidad, yo nací el 16 de diciembre de 1951 y cumplí años estando internada, pero a la vez siento que cuando recobré la conciencia volví a nacer”, agregó y adelantó que no volverá a ejercer como médica.

“Tengo una edad que me sobrepasa y viví una experiencia límite que me hizo replantear muchas cosas. Voy a aprovechar para hacer eso que antes no hacía y que me provoca mucha satisfacción”, finalizó.

Irene permaneció en el Rawson desde noviembre a marzo, y contabilizó 127 días internadas.