Muchas veces escuchamos decir que “la pandemia nos hará mejor personas”. No fue el caso de lo que ocurrió en el barrio Jardín, al oeste de la ciudad de Rafaela.

En la “Perla del Oeste”, la segunda ola del COVID-19 pegó muy fuerte. Y más de un centenar de vidas se perdieron en menos de cuatro meses. Todo esto se agrava cuando las peores miserias humanas salen a la vista.

//Mirá también Coronavirus: Rafaela llegó a las 300 muertes y sumó 100 decesos en 112 días

Una mujer se enfermó y debió ser hospitalizada. Finalmente, terminó perdiendo la vida. En el mientras tanto, los familiares decidieron darle la llave a una vecina de la dueña de casa, para evitar que ocuparan la casa ilegalmente. Algo que se conoce cada vez con mayor asiduidad en Rafaela. Irónicamente, eso fue lo que ocurrió.

Luego del trágico desenlace, los familiares vuelven a la vivienda, en calle Scalabrini Ortiz. Y se encuentran con que la cerradura había sido cambiada y que, en el interior, se encontraba un hombre. Debido a esto, decidieron hacer la denuncia correspondiente.