Este sábado, a las 21, Argentina jugará la final de la Copa América ante el local, Brasil. Es, sin lugar a dudas, una final soñada por todos. Pero... ¿puede complicar la situación epidemiológica un eventual festejo de los rafaelinos? Sobre todo, después de que las celebraciones del primer título de Colón tuvo su reflejo, con posterioridad en la cantidad de casos en Santa Fe.

El partido tiene espíritu de revancha, por varios motivos: la Selección no festeja un título desde hace 28 años y perdió dos finales seguidas con Chile. Messi ya perdió una antes, justamente, ante Brasil. Y se juega en el mismo estadio en que Argentina perdió ante Alemania, por 1 a 0, la final de la Copa del Mundo en 2014.

Consultado al respecto, el director del Hospital “Dr. Jaime Ferré”, Dr. Diego Lanzotti, respondió: “creo que no. Tenemos puesto mucho la atención en los cuidados individuales. Nuestra región ha aprendido esto y se ve en el descenso de los casos. Tenemos que seguir las recomendaciones. Confiamos en que la mayoría de la gente va a cuidar los protocolos y no vamos a tener problemas”.