La Dirección de Protección Ciudadana y Medioambiente del Municipio labró infracciones a personas que, fueron encontrados arrojando residuos no permitidos en cercanías a los “Puntos Limpios”.

Los infractores “incumplieron las normativas vigentes y atentando contra el medioambiente y la salubridad”, expresaron desde la comuna.

En uno de los casos sucedidos esta semana, multó a una persona que dejó parte del tronco de un árbol, sus raíces y ramas a pocos metros de las campanas de reciclado ubicadas en Jujuy y Catamarca. En este caso el personal municipal pudo intervenir gracias al aviso de los vecinos.

Un inspector pudo encontrar al vehículo desde el que se arrojaron los residuos, pudiendo identificar luego a su titular e infraccionarlo por arrojar basura en la vía pública. En este caso, se logró encontrar al responsable de la vivienda donde se había extraído el árbol, a quien también se le labró una infracción por haber extraído el árbol sin el permiso municipal correspondiente.

Otro caso el en que una persona fue infraccionada se dio en cercanías al “Punto Limpio” de la Estación Solier en calle Rosales al 900.

En una de las recorridas del personal municipal, se detectó a una persona arrojando una caja con residuos y restos de poda, a quien fue posible ubicarla y labrarle la infracción correspondiente.

Por este tipo de infracciones se aplican multas que oscilan entre los 10.600 y los 53.000 pesos, en el marco de la Ordenanza 1.999.

Los vecinos que quieran aportar datos y realizar denuncias en caso de divisar a otros arrojando residuos en la vía pública, pueden comunicarse telefónicamente al 103, de lunes a viernes de 7 a 19hs.