Una banda internacional integrada por narcotraficantes, despachantes y gestores de la Aduana fue desarticulada por la Policia Federal. Quisieron mandar 71,5 kilos de cocaína a España dentro de la carrocería de una casa rodante.

Sin dudas, una de las jugadas narco más grandes de los últimos tiempos.

Hay 7 detenidos, de los cuales cuatro de ellos están en España y los otros tres en Argentina. Uno de ellos es llamado “J.J.C.L”, acusado de ser quien tramitó la recepción y el despacho del vehículo.

La investigación fue realizada por la Superintendencia de Drogas Peligrosas de la Policía Federal con la intervención de la AFIP y la Guardia Civil española.

El caso comenzó el 24 de noviembre del año pasado, luego de que la casa rodante y una camioneta Nissan ingresaron al país por el puerto de Puerto Madryn en Chubut. 

El tramite que hicieron es el que responde a la “importación temporaria”, permitiendo ingresar al país bienes sin necesidad de pagar derechos de importación.

Luego, la Dirección General de Aduanas detectó en el Puerto de Zárate el cargamento con 71.5 kilos de cocaína ocultos dentro de la casa rodante que se dirigía hacia España. De esta forma, comenzaron a atarse las distintas piezas de este rompecabezas.