Héctor Kattz, el colono de 65 años de Salto Encantado, quien se encontraba detenido por matar a un ladrón que ingresó a su vivienda días atrás, fue excarcelado este viernes minutos antes del mediodía. El pedido de libertad había sido presentado por los defensores Luciano Luna y Claudio Katiz quienes sostienen que actuó en exceso en la legítima defensa.

El colono fue citado este viernes a ampliar declaración ante el juez de Instrucción 2 de Oberá, Horacio Alarcón, quien se encuentra a cargo de la causa, tras lo cual el magistrado resolvió otorgarle la libertad. El colono seguirá ligado a la causa en la que está imputado por “homicidio simple con exceso en la legítima defensa” y ayer trascendió que se le agrega la figura de “uso de arma de fuego”.

Sergio Gustavo Presti de 31 años fue asesinado por Kattz cuando entró a robar en su vivienda de Picada Libertad. El colono declaró el miércoles y ratificó que la noche del sábado 10 de abril estaba en su domicilio del lote 76 de Salto Encantado, junto a su esposa y un nieto, cuando llegaron los dos hombres. Tras un forcejeo ingresó a su casa y desde dentro de una habitación, donde fue a buscar un revólver observó como uno de los asaltantes apuntaba a la cabeza a su pareja con un arma de fuego. “Gatillé en dos ocasiones, recién en el segundo intento salió el disparo. Fue sin intención de matar, sólo quería asustarlo”, aseguró ante el magistrado.

Uno de los abogados defensores del sexagenario, Luciano Luna manifestó que “el proceso en contra de Kattz continúa, en tanto que en los próximos días solicitarán el cambio de carátula por el de homicidio simple en legítima defensa”. El letrado afirmó que su defendido “jamás pensó matar a una persona; estaba durmiendo cuando aparecieron los dos hombres a su casa”.