Un abogado penalista de Mendoza fue denunciado por su ex pareja, también abogada, por no devolver a su hija al terminar el horario de visita. El hombre cargaba con una prohibición de acercamiento por “situaciones violentas”.

//Mira también Primavera en Mendoza: ¿Cuáles son las flores preferidas de los mendocinos?

El padre de la pequeña de dos años viajó con ella a Tupungato. El horario de visita que tenía establecido era de 18 a 21. Al ver que pasaron varias horas y la pequeña no volvía a casa la mujer realizó una denuncia para la averiguación del paradero a la oficina fiscal 19 del departamento de Godoy Cruz.

La fiscal de la causa, Claudia Ríos, pidió que busquen a la pequeña donde estaba, pero el progenitor brindó una dirección falsa. El padre de la pequeña anunció que llevará a la menor a la casa de su madre siempre y cuando le garanticen que no perderá contacto su hija.

//Mira también Rodolfo Suarez apuntó contra el Gobierno Nacional por faltarle el respeto a los argentinos

Tras recibir la prohibición de acercamiento que le impuso la mujer por “situaciones violentas” a su ex, el padre constató que la pequeña está en perfectas condiciones. El abogado se acercó a la Comisaría 20 de Tupungato donde el Equipo Técnico Interdisciplinario afirmó el estado de la menor. Este paso fue el que culminó con la búsqueda del paradero de la pequeña y abrió una causa por impedimento de contacto con su madre.