Pese a que hubo algunos intendentes que consideraron insuficientes las restricciones adoptadas por el Gobierno provincial para intentar contener la segunda ola de Covid-19, el jefe comunal de la Ciudad de Mendoza, Ulpiano Suarez las defendió y destacó que las medidas adoptadas por el gobernador Rodolfo Suarez se tomaron con “coherencia y equilibrio”, en medio de una “situación que es compleja”. Además, no descartó que se tomen nuevas medidas de restricción.

//Mirá también: Alfredo Cornejo presentó una leve mejora pero continúa internado

El intendente habló con periodistas de Radio Andino 90.1 y destacó que la “restricción a la circulación nocturna, fijada a partir de las 23.30, se está cumpliendo en las distintas actividades” y hay una “notoria reducción de la circulación”.

Al referirse a las medidas dadas a conocer este domingo, como la suspensión de las reuniones sociales en los domicilios particulares, las compras y reservas gastronómicas de acuerdo a la terminación del DNI, entre otras, dijo que “Son una buena medida para bajar la circulación en estas actividades que generan gran movilidad”, dijo.

“El objetivo es bajar la circulación, evitar la aglomeración”, aseguró y advirtió que “si son necesarias más restricciones se van a implementar bajo el análisis del filtro de medidas eficaces”. “Hay que analizar las medidas como un todo. Dentro de unos días podremos analizar el impacto que han tenido”, y defendió: “Buscamos ordenar las actividades y que se realicen por protocolo”.

//Mirá también: Un mendocino ganó más de 38 millones y 3 vehículos en el Telekino

En cuanto a la decisión tomada por el gobernador y a la que adhirieron algunos municipios, como Capital y Godoy Cruz, de escalonar el horario de distintas actividades y establecer el horario corrido para los comercios, Ulpiano Suarez destacó que “es muy bueno para la ciudad y para los empleados de comercio”. En otro orden de cosas el jefe comunal también defendió la presencialidad de las clases. Fuente Sitio Andino