La violencia de género sigue siendo un problema que acecha nuestro país y provincia. Al menos 137 femicidios fueron cometidos durante el primer semestre del 2021, y un 51% de esas muertes fueron provocadas por la pareja de la víctima. Sobran Motivos es una fundación mendocina que trata de evitar más femicidios.

// Mira también: Joven colla maipucina explica la importancia de visibilizar a los pueblos originarios

La fundación nació en el 2012 y en el 2013 se abrió el refugio que ha podido salvar a cientas de mujeres desde su apertura. Trabajan conjuntamente con el gobierno provincial y los municipios, para el albergue, vuelta y acompañamiento psicosocial de las mujeres. Además, llevan adelante un Centro de Día con asesoramiento gratuito para aquellas que lo necesiten.

Albergue de mujeres

Hasta el 2013, la provincia de Mendoza no contaba con albergues transitorios para mujeres que atravesaban por situaciones de violencia de género. Un año antes, la idea de Sobran Motivos surgió. “Vimos la necesidad, sabíamos que era una herramienta que en otros lugares funcionaba”, comentó Florencia, una de las coordinadoras de la fundación, a Vía Mendoza.

El espacio del refugio de Sobran Motivos.Gentileza.

En abril del 2013 se puso en marcha el refugio. Al poco tiempo recibieron su primera visita, una mujer salteña con sus dos hijos, y una situación de violencia muy grave.

El propósito del lugar es ser un espacio de protección, asesoramiento y contención para mujeres, niños y niñas que hayan vivido una situación de violencia. Es la única organización del Gran Mendoza con estos fines.

“Las situaciones varían mucho, hay mujeres que llegan muy golpeadas, embarazadas, con hijos que solo traen lo puesto. Y hay mujeres que tienen el apoyo de la familia, pero necesitan estar en el refugio unos días hasta poder ubicarse en otro lugar seguro, lejos del agresor”, explicó Florencia.

Cada mujer que llega al refugio, llega por una necesidad de resguardarse de una situación de violencia de género. Se convierten en huéspedes temporales del refugio mediante el gobierno provincial, municipal o a través de los hospitales. Otras llegan por sí solas o mediante amigas.

En el abordaje de la situación de violencia somos una pequeña partecita, pero después esa mujer va a necesitar ayuda y acompañamiento integral”, menciona la joven, explicando así su trabajo en conjunto con la provincia y los municipios.

Acompañamiento integral

La fundación no solamente alberga a mujeres transitoriamente, sino que se trabaja para lograr un acompañamiento desde diferentes aspectos. “También funciona el Centro de Día, que es un espacio donde hay una psicóloga y una abogada para asesoramiento gratuito a las mujeres que estén en situaciones críticas relacionadas a la violencia y no pueden pagar los servicios de otra a manera”, detalló Florencia.

Hasta antes de la pandemia también realizaban diferentes tipos de cursos para ayudar a las mujeres comenzar sus emprendimientos, para poder tener libertad económica propia. Actualmente colaboran con el acceso a lo digital para las mujeres.

El espacio del refugio de Sobran Motivos.Gentileza.

Desde la fundación también trabajan para seguir visibilizando el tema de la violencia de género, concientizando de las maneras que se pueda. Pero sus temas de trabajo van más allá, ya que han llevado a cabo campañas sobre la pobreza menstrual, realizando colectas de insumos para la gestión menstrual.

Ayudar tiene sus frutos

Muchas mujeres han pasado por el refugio de sobran motivos. Y los voluntarios las recuerdan muy bien. “Hay muchas historias de vida con procesos de evolución, como también hay otras que son más difíciles”, comentó Florencia.

El espacio del refugio de Sobran Motivos.Gentileza.

Hemos sido testigos de mujeres que finalizan sus estudios secundarios, que vuelven a sus hogares libres de violencia y con protección judicial, como también niños que vuelven a hablar luego de tratamientos y acompañamientos psicológicos”, expresó la joven.

Son más de 20 voluntarios los que participan en la fundación, y siempre nuevos voluntarios son más que bienvenidos. Aquellos que no posean de tiempo para ayudar, pueden colaborar con donaciones económicas para comprar recursos básicos para las mujeres.

Creemos en la red de ayuda humana como respuesta solidaria y contenedora a la violencia de género y las crisis sociopolíticas y económicas conyunturales”, concluyó Florencia.

// Mira también: Augusto y Agustín: dos jóvenes mendocinos que usan su experiencia de vida para motivar a otros

Quienes quieran colaborar o sumarse como voluntario a Sobran Motivos, pueden comunicarse con los coordinadores de la fundación a través de su página de Instagram.