La Justicia de Mendoza se expidió sobre el caso de Catherina Cardozo, la niña que fue violada y asesinada en noviembre de 2017.


La Justicia de Mendoza condenó este martes a los padres de Catherina Cardozo, la niña de tres años que fue violada y asesinada en noviembre de 2017, en un asentamiento de Las Heras. 

La pena máxima que establece el Código Penal -perpetua- recayó sobre Jorge Daniel Molina Brizuela (27), padrastro de la menor, a quien también se le dictó la reincidencia por una condena anterior.

En tanto la madre, Cintia Daiana Cardozo (29) se estableció la pena de 25 años, al tener en cuenta un atenuante por ser víctima de violencia de género.

Condenados: Cintia Daiana Cardozo Calderón y Jorge Daniel Molina Brizuela.

El fallo se ventiló tras un juicio abreviado, que es cuando los imputados admiten su autoría y entre el fiscal y la defensa se pacta una pena. Los representantes del Ministerio Público fueron Andrea Lazo y Fernando Guzzo, mientras que la jueza que aceptó la pena fue Laura Guajardo. 

El caso

El hehco ocurrió en la madrugada del 29 de noviembre de 2017, cuando Cintia Cardozo llegó hasta el Hospital Lagomaggiore con su hija, Caty. La criatura se estaba sin vida y la mujer le aseguró a los médicos de la guardia que se había caído de una pileta.

A los pocos minutos, y ante las sospechas de los profesionales, cambió su versión y reveló que su pareja había golpeado a la niña.

Los médicos revisaron el cuerpo de la pequeña y notaron que presentaba graves heridas que coincidían con una situación de maltrato, de reciente y vieja data. Además, verificaron que presentaba serias lesiones en sus genitales, que daban cuenta de reiterados abusos.

La mujer fue aprehendida por el personal policial que estaba trabajando en el nosocomio y también se ordenó la captura del padre de Catherina, señalado como principal autor de las agresiones y los abusos.

Horas después, policías detuvieron al sospechoso en el asentamiento 8 de Abril, donde vivía junto a la mujer y sus dos hijas.




Comentarios