A raíz de la partida de varios micros con estudiantes egresados que se dirigen a la ciudad de Bariloche, el Municipio y la CNRT de Mar del Plata controlaron los colectivos que partieron con los jóvenes. La medida fue tomada en base a la posibilidad de transportar alcohol en el mismo, y un chequeo también a los responsables del vehículo

"Como todos los años hacemos un control exhaustivo de las unidades de viajes nacionales que van hacia San Carlos de Bariloche, se implementó un formato que se llama DUT, un registro donde cualquier usuario puede verlo en internet, en la pagina del organismo, donde se puede ver que toda la unidad está en condiciones en términos documentales. Eso no implica que no se haga el control visual, que lo hacemos ahora", contó Ezequiel López, delegado de la CNRT, en diálogo con El Marplatense.

Además, aseguró que el control se realiza en las unidades, sobre los choferes a quienes les hicieron el test de alcoholemia, y a su vez, la revisión de la bebida dentro del coche.

"Pese a las inclemencias del clima, con total normalidad los controles habituales para garantizar un viaje para que los estudiantes puedan disfrutar de la fiesta para ellos y que los padres tengan tranquilidad. También es fundamental el control de las bebidas, que no tengan contenido alcohólico porque eso desencadena en un grave problema", dijo, por su parte, el secretario de Gobierno, Alejandro Vicente.