Uno de los sectores más perjudicados por la crisis sanitaria que se vive a escala mundial, es el turismo en Puerto Iguazú. La ciudad se sostiene en base a la oferta a turistas de todo el mundo por su principal atracción que son las Cataratas.

Debido a las medidas biosanitarias impuestas para proteger a la comunidad del virus del covid-19, se causa una baja circulación, esto afectó en gran manera a la oferta hotelera de Puerto Iguazú.

Antes de la pandemia, el destino contaba con más de 12 mil camas oficialmente inscritas además de los alojamientos alternativos como casas de familia y apartamentos.

Actualmente, estos números se redujeron considerablemente, muchos residenciales están cerrados, departamentos que estaban preparados para turistas hoy hacen parte de la oferta de alquileres mensuales e incluso algunos complejos de cabañas hoy son ocupadas en su totalidad por familias oriundas de Iguazú.

Otros, tienen una realidad aún más triste, ya que varios alojamientos no estuvieron en condiciones de abrir durante la temporada de junio porque debieron vender parte del equipamiento para sobrevivir como en el caso de los complejos cabañeros zona de granjas.

Es por ello, que los propietarios de la Cabañas Zona de Granjas gestionaron ante el Ministerio de Turismo créditos para equipar los complejos y estar en condiciones de trabajar durante la temporada de julio.

El Ministro de turismo de Misiones José María Arrúa, Iván Piedra Buena director de turismo en Iguazú y Javier Barreiro director de turismo área internacional, concretaron la firma de Créditos a Tasa 0, y con 12 meses de gracia, para el sector de Cabañeros, el pasado 27 de junio, sin embargo el dinero aún no fue depositado.

Arrúa había explicado en ese momento que “Se trata de un apoyo más de los que se viene haciendo desde el Gobierno, coordinado a través de distintas áreas, Turismo, Hacienda, IFAI, IPLYC. En total, se espera entregar más de 20 créditos por una partida provincial de $20.000.000”.

Por su parte, el referente del grupo de Cabañeros de Zona Granja, Omar Mazulo dijo “En Zona de Granjas de Iguazú son 31 emprendimientos hoteleros que hace años brinda servicio a los turistas, hoy el 80 por ciento no puede abrir sus puertas para trabajar en julio”

Agregó además que muchos de los emprendedores han vendido parte del equipamiento de las cabañas para sobrevivir “el dinero que solicitaron los emprendedores y se firmó en el mes de mayo es indispensable para estar en condiciones de volver la ruedo”

Mazulo también aclaró que los propietarios de las Cabañas reciben el IFE Misionero, sin embargo ese dinero no es suficiente para mantener a las familias y por ello solicitaron un incremento en el monto para evitar más pérdidas.

También se refirió a la situación Talia Márquez, propietaria de Toucan Louge quien manifestó su preocupación “Todos los días analizamos con mi marido si bajar las persianas o no, necesitamos de la ayuda del gobierno provincial y nacional para poner en condiciones nuestro complejo, así como todos nuestros colegas de Zona Granjas”

“La pandemia nos golpeó, llevamos más de 400 días sin poder trabajar, gastamos todos nuestros ahorros y ya no sabemos cómo salir adelante” expresó la mujer.

Fuente: El territorio