Luego de la protesta de este martes en Puerto Iguazú para reclamar la apertura de la frontera con Brasil, cerca de 60 camiones permanecen varados sobre la ruta nacional 12 debido a que los manifestantes se quedaron apostados en el lugar para seguir con el reclamo.

Los vehículos de gran porte utilizan el puente Tancredo Neves diariamente para llevar y traer mercaderías debido a que el tránsito está prohibido para personas pero no para bienes.

Los manifestantes piden que puedan llegar a Puerto Iguazú turistas desde el lado brasilero y señalan que sería un primer paso para la reactivación de la economía, prácticamente parada desde el inicio de la pandemia en marzo pasado.

El portal Actualizate Iguazú reveló que gendarmes apostados en la zona hicieron de mediadores y le pidieron a la secretaria de Gobierno municipal, Marcela González, abrir un canal de diálogo. La funcionaria se habría comprometido a llevar el pedido de los manifestantes al gobernador, Oscar Herrera Ahuad.