Dicha acción fue realizada por el Juez Brites, quien hasta el momento atribuye la responsabilidad del escalofriante hecho -ocurrido dias atrás- al hombre, identificado como Matías Cuña.


Durante la semana pasada se dio a conocer una historia que conmociono a toda la localidad de Puerto Iguazú. Una vecina denunció que su pequeña hija, de ocho años, había sido víctima de un intento de abuso sexual. El acusado fue un hombre, que aparentemente tendría problemas psicológicos.

En consecuencia, las autoridades policiales desplegaron un operativo de búsqueda del sujeto y lo hallaron horas mas tarde. Se trata de Matías Cuña, un joven de 19 años.

Hasta el momento se encuentra detenido y no quiere declarar, pero el Juez encargado de la causa -Martín Brites- decidió imputarlo por el delito de “abuso sexual con acceso carnal en grado de tentativa”.

Entre las medidas que tomó el juez se encuentran la solicitud de pericias psicológicas al acusado, para determinar si padece de retraso madurativo o alguna otra afección psíquica. Según expresa La Voz de Cataratas.

Ahora, se seguirán desplegando las investigaciones correspondientes del caso y no se descarta la posibilidad de que los vecinos de la familia victima sean llamados a declarar. 




Comentarios